Empresa de buses en Tuluá ya no prestará sus servicios por amenazas y extorsiones


Ante los múltiples ataques, las amenazas y las extorsiones contra sus busetas y empleados, la empresa de transporte  público de Tuluá, La Esperanza, habría tomado la decisión de suspender su servicio.


Así lo confirmó la administradora de dicha entidad, Claudia Moscoso, quien indicó que con la suspensión del servicio “son muchas familias afectadas”.

Lea también: Video: En un parqueadero fueron incinerados cinco buses de transporte urbano en Tuluá

“Ellos lo que hacen es que mandan el panfleto, atacan y cuando uno denuncia lo ignoran porque lo consideran un ajuste de cuentas”, sostuvo Moscoso.

Asimismo, contó que las amenazas empezaron desde el 15 de diciembre de 2022, y aseguró que no es la primera vez que este grupo criminal denominado ‘La Oficina de Tuluá’, los intimidaban, pues en el 2020 también recibieron avisos amenazantes.

Cabe mencionar que el pasado lunes, 2 de enero, cinco busetas de La Esperanza fueron quemadas en un parqueadero a las afueras de Tuluá y en las últimas horas, fue herido por sicarios un conductor de esta misma empresa.

La suspensión del servicio de estas busetas, también, afectará a cerca de 7.000 personas que a diario utilizaban este medio de transporte.

Por último, la administradora de La Esperanza pidió que en Tuluá, en el centro del Valle, se realice un consejo de seguridad de manera urgente, para así poder combatir a estos delincuentes que tienen azotados a los comerciantes del municipio

Le puede interesar: Conductor de buseta de servicio público fue víctima de un atentado en Tuluá

Si quieres recibir las últimas noticias de Cali a tu WhatsApp dale click a la imagen,
escribe "Hola" y sigue las instrucciones




¡SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN!